La temporada invernal nos propone materiales cálidos, con tejidos acogedores y texturas suaves para decorar nuestra casa.

Empapelar paredes
Podés destacar una pared de cualquier espacio con papel, que es fácil de colocar y ofrece una gran variedad de diseños. Así conseguirás paredes divertidas, con texturas y también con mayor profundidad, según el diseño que decidas usar. Los colores también son claves en este tipo de proyectos, ya que pueden oscurecer o aclarar el espacio. En esta temporada los mostazas, azules y verdes oscuro son tendencia.

Tu rincón de lectura
Solo necesitás pocos metros cuadrados y unas piezas claves, para crear este espacio: un buen sillón, una mesita de apoyo y una lámpara de pie, serán tus mejores aliados. Es allí donde no solo podrás pasar las horas leyendo tus libros preferidos, sino también con tu tablet viendo la serie que más te gusta.
Este lugar será clave en tus tardes invernales. Es bueno que puedas contar con canastos para guardar alguna manta y mantenerlo todo ordenado y además no te olvides de colocar alguna planta, ya que estas purifican el aire y el tono verde ayuda a relajarse.

Comedor de invierno
El frío nos reúne en torno a la mesa, donde serán acogidos nuestros guisos invernales, por lo que te invito a vestirla con mantelería que combine texturas y materiales como linos y tejidos rústicos acompañados con posa vasos e individuales hechos con fibras naturales, tales como el rattan, los que brindarán un toque cálido y acogedor.
Superponer distintos manteles también es tendencia, pero cuidado al combinarlos, según el mismo patrón de tejidos. Y no te olvides que la vajilla es otro elemento que aportará un toque chic y distinguido a tu mesa. ¡Bon apetite!

JULIETA DEL OLMO
ARQUITECTA
Mail: delolmojulieta75@gmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Entre con su comentário
Please enter your name here